que ver en capri

Capri

La isla de Capri es una de las islas más visitadas de Italia, famosa por sus bellezas naturales, visitada por personajes importantes de todo el mundo, es una pequeña joya en el Mediterráneo, situada en la región Campania. A continuación, hablaremos de las principales atracciones que ver en Capri, qué hacer, sus principales playas, excursiones, plato típicos, dónde dormir y cómo llegar a la isla de Capri.

Qué ver en Capri

Capri es uno de los rincones más bonitos del sur de Italia y además una escapada fácil  de hacer desde Nápoles. Se puede pasear sin rumbo por las callejuelas del centro histórico, subir hasta su punto más alto para enamorarse de un cachito de tierra y de mar o descubrir el azul más azul de su cueva más famosa. Si tienes pensado hacer una excursión a Capri, estás en el lugar correcto, te vamos a contar todo lo que puedes ver y hacer en Capri y toda la información útil para aprovechar tu tiempo al máximo.

Gruta Azul

Geológicamente hablando la Gruta Azul es un sistema cárstico de cavidades subterráneas abiertos al mar, que confluyen en un espacio más amplio conocido como la Catedral Azul, qué es el único que está abierto al público para la visita, situada en la cara norte occidental de la isla.

Gruta Azul

Desde tiempos históricos la gruta fue utilizada como Ninfeo, una especie de santuario donde se rendía culto a dioses menores relacionados con las fuerzas de la naturaleza, como han demostrado los hallazgos arqueológicos encontrados en 1963 que hoy se conservan en el Museo della Casa Rosa, en Anacapri. Una serie de estatuas de época romana que representan a Poseidón, Tritón y otra criaturas marinas que en época imperial se alojaban en el interior de la cueva. Posteriormente la Gruta cayó en el olvido surgiendo en torno al lugar un sin fin de leyendas que la convirtieron en un antro maldito guarida de espíritus diabólicos capaces de hacer perder el juicio aquel que se aventurarse a entrar.

El acceso a la cueva se da por vía marítima, atravesando una hendidura existente en la roca de dos metros de altura por otros dos de anchura, pero que a nivel del mar se reduce a sólo un metro de altura, motivo por el cual se le pide al visitante de tumbarse en el fondo de la barca en el momento de entrar. Una vez superada el arco de entrada el espacio se pasa directamente a la conocida Catedral Azul, un espacio que sorprende al visitante por su inesperada amplitud, 22 metros de profundidad por 25 de anchura y 60 de largo.

La visita a la Gruta Azul se realiza en compañía de un marinero experto en una pequeña barca en la que pueden subir hasta 4 personas, por un coste de 14€ cada una, con salida directa del Puerto de Marina Grande en lancha motora para luego hacer trasbordo a la barquita, o subir directamente a la barquita desde la parada situada al final de Via Pagliaro. Otra opción es contratar un servicio privado con un coste que puede oscilar entre los 150 a los 200€. Dentro de la gruta no está permitido nadar.

Monte Solaro

Uno de los lugares más visitados de Capri es el pico más alto de la isla, apreciado por sus impresionantes vistas, su abundante vegetación y sus edificios históricos.Busca una oferta para viajar a Anacapri y deja Capri a tus pies, junto con sus islas vecinas, Isquia y Procida, en la cima del monte Solaro. El punto más alto de Capri se encuentra a 589 metros sobre el nivel del mar.Monte SolaroLa forma más sencilla de llegar a la cumbre es pagar por el trayecto de 12 minutos en teleférico desde Piazza Vittoria, en la ciudad de Anacapri. A medida que asciendas, pasarás sobre viñedos en terrazas, huertos, villas y chozas abandonadas. Otra opción es subir andando hasta la cima: solo tienes que seguir las señales que te dirigen a ella. El camino es relativamente arduo y precisa una hora aproximadamente, a paso constante.

Cuando llegues, disfruta de las espectaculares vistas panorámicas desde uno de los numerosos bares y terrazas con mirador. En el monte hay otros lugares de interés que puedes visitar. Los amantes de la botánica se deleitarán examinando los cientos de especies de plantas que crecen aquí, como brezos, orquídeas, enebros, arrayanes y narcisos. También puedes aprender historia en los restos de Fortino di Bruto, cerca de la estación del teleférico. Esta fortaleza militar fue construida por los británicos a principios del siglo XIX.

Da un pequeño rodeo para visitar Santa Maria a Cetrella, una pequeña iglesia y lugar de retiro del siglo XV, en la ladera de la montaña. Un sendero que parte de la cima te llevará a través de una zona arbolada de pinos y castaños, para emerger frente a este edificio religioso. Visita la capilla, el campanario y las celdas en las que solían alojarse los frailes dominicanos y franciscanos. La iglesia también tiene una pintura de la Virgen María. Antes, los marineros subían hasta Santa Maria a Cetrella para pedir protección a su figura antes de embarcarse en los viajes.

Al salir de la iglesia, detente en el pequeño jardín del exterior, un mirador desde donde puedes observar las tres inmensas rocas de Faraglioni. Santa Maria a Cetrella solo abre ocasionalmente los fines de semana. Puedes informarte sobre el horario en las estaciones del teleférico.

Para volver a Anacapri, regresa en teleférico o sigue a la multitud que opta por un paseo entre bellos paisajes hasta el pie de la montaña. Anacapri es una de las dos ciudades de la isla y dispone de autobuses de línea regular desde la ciudad de Capri y Marina Grande.

Horario

Todos los días de 9:30 a 17:30 horas.

Precio

El precio es de 10€ ida-vuelta o 7€ solo ida.

Villa San Michele

Descubre la historia del médico y escritor sueco que convirtió el emplazamiento de una antigua villa romana en su hogar, de gran amplitud, con terrazas ajardinadas y reliquias arqueológicas de los últimos 3.000 años.
villa san michele capri

Busca una oferta para viajar a Anacapri y visita la Villa San Michele, un hogar de finales del siglo XIX, situado en lo alto de un acantilado y repleto de objetos romanos, etruscos y griegos. La villa alberga una vasta colección de estatuas, mosaicos y reliquias, que datan desde la antigüedad hasta principios del siglo XX. El médico y escritor sueco Axel Munthe, que se instaló en Capri en 1887, fue quien recopiló estos excepcionales objetos.

El diseño de esta inmensa mansión, obra de Munthe, busca la apertura del edificio hacia el mar y el cielo, como un templo griego. Se construyó sobre las ruinas de una villa romana de 2.000 años de antigüedad, con vistas a la bahía de Nápoles. Contempla más de 1.000 artículos de mármol, piedra, terracota, madera, tela y metal. Las reliquias abarcan temas como la muerte y la naturaleza, pero no están agrupadas por temáticas.

Puedes realizar una visita autoguiada por la propiedad y sus terrenos. Muchas de las salas de la villa contienen decenas de piezas. Admira la cabeza de Medusa, de mármol blanco, en el estudio de Munthe. Observa la réplica de un mosaico romano sobre el suelo del comedor. Examina el dormitorio del médico, que incluye una cama de hierro forjado del siglo XV y un relieve de mármol del dios romano Apolo.

Sal al jardín y disfruta de una majestuosa vista de la bahía de Nápoles, Sorrento y el monte Vesubio. Pasea por las terrazas y busca una tumba griega, y columnas y vasijas antiguas, entre las camelias, las azaleas y las rosas. Hazte una foto junto a la esfinge egipcia de granito negro. El jardín también contiene los restos de la villa romana. Verás las ruinas de un pequeño dormitorio, que se denominaba “cubiculum”. Observa las pinturas de la pared y fíjate en la parte elevada del suelo, donde posiblemente había una cama.

En verano, el jardín alberga un ciclo de conciertos de música clásica que se celebran semanalmente al atardecer. Para ver los detalles del programa y consultar el precio de las entradas, visita el sitio web oficial de la villa.

El arte, la historia y la música de Villa San Michele, en Anacapri, están a un breve paseo de distancia desde la plaza principal de la ciudad. La casa y sus terrenos abren todos los días y, para acceder a ellos, deberás abonar una entrada.

Villa Jovis

La bella isla de Capri, además de contar con gran cantidad atractivos naturales y hermosos paisajes, tiene para ofrecer la visita a sitios históricos. De este modo, en lo alto del Monte Tiberio, se alza lo que fuera la Villa Jovis o Villa de Júpiter.

Villa JovisHoy en ruinas, este sitio supo ser un palacio en el que no faltó el lujo y el arte. Un sitio que envió a construir el emperador Tiberius en ese sitio estratégico dado que se trata de la segunda cumbre más alta de la isla. Ello le brindaba una visual increíble y la posibilidad de, desde allí, saber lo que sucedía a su alrededor.

Así, los arquitectos aprovecharon los desniveles del terreno para darle a la construcción un aspecto diferente y, por supuesto, en distintos niveles. Con una superficie de 7000 metros cuadrados, el edificio contaba con amplias terrazas y se encontraba rodeada por amplios jardines y bosques que le daban el marco perfecto.

Playas de Capri

Rústica y lugareña, la preciosa isla italiana de Capri es un lugar del que cualquiera se enamora… Y es que esta isla tiene ese algo especial que te hará vivir una experiencia distinta.

Playas de Capri

De hecho, a diferencia de algunas de sus hermanas mayores como Cerdeña o Sicilia esta isla no es solamente popular por sus playas sino por la perfecta combinación de encantadoras costas de reducidísimas dimensiones, un clima ideal y una oferta de ocio y servicios capaz de hacer feliz hasta al más exigente.

La más popular es sin duda la Marina Piccola, la estampa perfecta del prototipo de playa en la isla: Se trata de una diminuta playa de guijarros y de preciosas aguas turquesa protegida por abruptos acantilados que la rodean.

Lo cierto es que, a pesar de que estamos acostumbrados a que las playas grandes sean las más cuidadas, en la Marina Grande de Capri ocurre más bien al contrario puesto que es posible que a menudo la encuentres sucia y poco atendida…

El Bagni di Tiberio es otra de las costas más importantes de Capri y se encuentra a unos 20 minutos de la Marina Grande a pie; le siguen en popularidad la de Scoglio delle Sirene (donde las sirenas atraían a los marineros con sus cantos hasta su muerte) o la zona de Punta Carena, también conocida como Il Faro.

Además de las anteriores encontrarás un montón de recónditas calasque merece la pena visitar a pesar de su complicado acceso.

Mapa turístico de Capri

Hoteles en Capri

Si buscan alojamiento en la isla de Capri, las zonas principales son el pueblo de Capri, el más conocido y lujoso, el pueblo de Anacapri ubicado en lo alto del Monte Solaro en una zona amplia y bastante plana, y las dos marinas: Marina Grande y Marina Piccola. El resto de las zonas de la isla de Capri son principalmente privadas, con villas lujosas de personajes famosos.

La isla de Capri ofrece gran cantidad de alojamiento, desde lujosos 5 estrellas con increíbles vistas panorámicas, hasta habitaciones en apartamentos y casa compartidas. Podrán encontrar vuestro alojamiento ideal, hay opciones para todos los gustos y presupuestos.



Booking.com

Cómo llegar a Capri

Capri está conectada por mar con Nápoles y Sorrento durante todo el año, mientras que en verano hay conexiones directas con Ischia y la Costa Amalfitana. Los enlaces permanentes  son, por supuesto, más frecuentes durante la temporada turística y menos en invierno cuando a veces incluso puede ser suspendido por mal tiempo. Las salidas de los aliscafi  y los traguetti (ferries) comienzan bien temprano por la mañana y terminan cuando anochece (lógicamente en invierno antes). Por lo tanto, cabe tener cuidado para evitar malas pasadas y quedarnos atrapados en Capri sin opción de volver, y teniendo que abrir la cartera en una isla que no es precisamente barata.

Otras ciudades cerca de Capri

Si tu viaje es en verano, la isla de Capri está comunicada por barco con muchas otras ciudades muy interesantes para ampliar la experiencia de tus vacaciones. Fuera de esta temporada hay conexiones directas con Sorrento y Nápoles. Las ciudades más atractivas son:

5/5 (2)